0

Carrito

Guías Técnicas

¿Cómo seleccionar un osciloscopio en 2024?

REVISIÓN CRUCIAL antes de adquirir un osciloscopio.

¡Saludos a todos! Hoy, como técnico, quiero compartir con ustedes valiosos insights basados en la experiencia de Cristian, un técnico con varios años de trayectoria que comparte sus conocimientos a través de su canal de YouTube. En esta ocasión, exploraremos una de las preguntas más comunes entre quienes están en busca de un osciloscopio: ¿Cuál es la mejor opción para mí? Pero antes de sumergirnos en esa pregunta, exploremos cómo funciona este dispositivo esencial.

Según él, hay cuatro pilares fundamentales a considerar al elegir un osciloscopio: ancho de banda, tasa de muestreo, memoria y facilidad de uso. Su enfoque, basado en años de experiencia, difiere un tanto de la perspectiva convencional. En su opinión, el ancho de banda ocupa un lugar menos destacado en esta ecuación, mientras que la usabilidad se convierte en un aspecto crucial para aprovechar al máximo este instrumento.

Cristian nos sumerge en el funcionamiento básico de un osciloscopio, ilustrando cómo este dispositivo genera una representación gráfica de cómo circulan las cargas eléctricas en una placa. Destaca la importancia de la sonda o punta de prueba al capturar la señal que queremos analizar. De manera amena, explica que la clave no está en aprender a fabricar un osciloscopio, sino en saber elegir el adecuado.

El convertidor analógico a digital (ADC) emerge como el punto crucial del osciloscopio, encargado de transformar la información analógica capturada por la punta de prueba en datos digitales que se almacenan en la memoria. Cristian destaca la relación entre el ADC y la memoria, indicando que ambos aspectos suelen ir de la mano.

La memoria y la tasa de muestreo se revelan como elementos esenciales para almacenar y procesar la información de manera eficiente. Cristian subraya la importancia del procesador, ya que su velocidad afecta directamente la capacidad del osciloscopio para trabajar con grandes cantidades de datos.

Sorprendentemente, Cristian posterga el tema del ancho de banda, aludiendo a que, según su experiencia, es un factor menos crucial para los técnicos que trabajan con señales de baja frecuencia. Argumenta que, para un uso diario y reparaciones habituales, un osciloscopio de 100 MHz es más que suficiente, basándose en su propia comparación entre osciloscopios de 350 MHz y 100 MHz.

Es importante comprender que no es necesario invertir en el osciloscopio más caro ni conformarse con el más económico. Cristian nos invita a conocer cómo funciona el equipo y prestar atención a opciones intermedias que ofrecen fabricantes como RIGOL, presentando modelos como el DHO900.

Este resumen se basa en los conocimientos y experiencias compartidos por Cristian en su canal de YouTube. Espero que esta síntesis haya capturado la esencia de su perspectiva única sobre la selección de osciloscopios. Manténganse atentos, ya que en futuras entregas exploraremos más a fondo las marcas y modelos disponibles en el mercado. ¡Hasta la próxima!

Puedes ver el video dando clic aquí.

Deja una respuesta

Temas Resientes del foro

Diagramas esquemáticos

Boardviews